Marocco-Toubkal, 10/15 de Octubre de 2017

Me quedan muchas entradas por  escribir, sobre todo entradas de las salidas y aventuritas varias, las tengo pendientes , apuntadas y casi preparadas pero algunas como estas pasan por delante, sin duda.

Alrededor del mes de Mayo y en una salida muy cañera ……nos animamos en hacer algo diferente.  Salió como siempre Marruecos y la posibilidad de hacer un trekking. Propusimos Toubkal…. dicho y hecho …

Según San  Wiki

Monte Tubqal

El monte Tubqal, o Toubkal en transcripción francesa (en árabeجبل توبقال yabal Tūbqāl; en tamazigttizi n’Tubqal), es el pico más alto de Marruecos y de toda África del Norte. Está situado en el Atlas, dentro del Parque Nacional del Toubkal y alcanza los 4.167 msnm. Es uno de los pocos picos del país en el que se puede encontrar nieve, que cubre su cima la mayor parte del año. Cada año, cientos de expediciones intentan subir esta montaña, que está situada a algo más de 60 km de Marrakech, y que es una de las principales atracciones turísticas de la zona.

Ascensión

La ruta normal suele partir del pueblo de Imlil, situado a 1800 metros de altura, al que se llega por carretera desde Marrakech, en dirección sur, en poco más de una hora. En Imlil se puede conseguir la ayuda de un guía con una mula para subir el equipaje a cualquiera de los dos refugios de alta montaña que se encuentran a 3200 metros de altitud. El camino a los refugios se hace en cinco horas aproximadamente. El ataque a la cumbre desde los refugios dura unas cuatro horas, siendo un ascenso fácil y sin ninguna dificultad técnica. No obstante, al tratarse de una cima de más de 4000 metros pueden darse dificultades debido a la altitud. Con nieve es imprescindible el uso de crampones y piolet. Las temperaturas nocturnas son muy bajas hasta bien entrada la primavera y en verano altas durante el día. La utilización de un guía siempre es recomendable a pesar de la relativa facilidad de la ruta.

Pues este fué el reto

La salida la montamos para el puente del 12 de octubre. Salimos un 10 de octubre , martes y regresamos un 15 de octubre, domingo .. pero muy muy muy tarde ( alreedor de las 3 de la mañana del lunes) El trekking constaba de 4 días más uno y medio de turismo por Marrakech, ciudad mágica que ya había estado varias veces.

Como siempre, con el grupete de colegas es relativamente fácil ponerse de acuerdo, es una risa constante pero siempre alineados, sin una queja… ni disputa. Me tocó gestionar el tema del guía desde España y el tema de los vuelos, fue la verdad todo un placer hacerlo.

Contacté con Ait  Talib El Houssain, un guía autóctono de Armed, el pueblo justo encima de Imlill. Su empresa es trekking Toubkal. Gestiona viajes en varias zonas y sobre diversas modalidades.

TREKKING TOUBKAL
www.trekkingtoubkal.com,

 info@trekkingtoubkal.com

Houssain es una persona excepcional, es un berbere que vive entre Madrid y La Palma.. y que combina su estancia con Marruecos. Conoce a la perfección su país y su trabajo es éste.. agencia de viajes. Su familia tiene un Riad en Armed.. y que por cierto, es genial , www.darimperial.com. Tuvimos mucha suerte al contactar con él y os lo recomiendo enormente, por su trato humano, personalidad y sobre todo profesionalidad.

Iniciamos la aventura el martes a la tarde cogiendo  un avión hacia Marrakech. Allá nos esperó el transporte que nos llevó al Riad. llegamos bastante tarde ….más bien de noche. Tuvimos tiempo de cenar y de dar una pequeña vuelta por la plaza. Mis compis.. ya alucinaron con el ambiente y era la 1 de la madrugada de entre semana. Ya les avisé que el domingo sería la bomba

 

Etapa 1

Al día siguiente nos recogieron en el mismo hotel y nos desplazamos hasta el punto de salida. Un sitio a los pies del Parque Natural del Toubkal. Allí nos esperó Houssein con los demás compañeros de viaje, dos porteadores y un cocinero.. junto con tres mulitas. Desde allí…. para arriba sin parar hasta el primer destino.

 

Hacía  calor, pantalón corto y manga corta. El paisaje me recordó a todos mis viajes que ya había hecho. En la primera etapa bordeabamos por valles y más valles. Houssein nos iba explicando anécdotas de esos valles, de sus pueblos y de sus costumbres.

Era una delicia caminar y disfrutar por esos parajes con la compañía. Mis colegas estaban alucinando cada minuto. Las risas nos seguían acompañando como no.. durante toda la caminata.

Para dormir llegamos hasta un albergue que se encontraba a los pies del Toubkal. Existía la posibilidad de subir a la cascada pero el tiempo empeoró bastante. Era una alternativa pero Housein no la contempló debido al mal tiempo. Lo dejamos ya para el día siguiente

Tuvimos suerte , había poca gente y dispusimos de una habitación para todo el grupo. La cena perfecta y algún ronquido … tuvimos.

Etapa 2

 

El día amaneció despejado. Las ganas por caminar eran muy grandes. Tal y como habíamos planificado el día empezó con la ascensión a la cascada. El camino de subida era muy bonito, una garganta inmensa nos iba acogiendo.

De camino varias expediciones nos iban saludando habían pernoctado en tiendas de campaña en el más puro estilo aventurero.

 

Al llegar a a la cascada, por cierto un salto de agua inmenso, mis compis como siempre hicieron el honor a Houssein de bañarse. El no se lo creía , yo creo que tenía hasta miedo que les sentase mal el baño.

No conoce a Óscar y la Rafi y su capacidad de soportar el agua fría. Vicent se unió a la fiesta.

Una vez acabamos con la cascada nos dirigimos hacia el pueblo natal de Houssein. Para ello iniciamos un descenso suave seguido de una ascensión a un punto elevado desde donde la panorámica era espectacular. Alto en el camino frutos secos y para abajo. El descenso fue muy bonito serpenteando por senderos y caminos. A medida que nos acercábamos al pueblo el verde aumentaba, el número de árboles eran mayores así como las casas y habitantes.

El punto final fue Armed, el pueblo de Houssein , donde reside su familia y el tiene una casa rural o riad o hotel.. no se . www.darimperial.com

El alojamiento es espectacular. Nuevo, limpio, curioso y muy confortable. Un lujo con todas las de la ley. Alí comimos y tuvimos un poco de tiempo para descansar. A la tarde excursion hacia el mirador del Valle, más bien para estirar las piernas. A la noche dormir y a soñar con el Toubkal.

Etapa 3

 

La tercera etapa se planteó como un acercamiento al Tobkal. Salimos de su pueblo natal  por el sendero lateral ( existe otro camino por el río más pesado). Nos fuimos encontrando con más personas que hacían el camino. Era un sábado y muchas personas querían subir hasta el refugio. En medio de la travesía estaba el monasterio, una cueva que nos explicó hussein que había un fantasma enterrado. Las personas, así como los fantasmas, nacemos y morimos y somos enterrados. Según Hussein, los fantasmas son sólo vistos por ciertas personas y entre ellos. Los fantasmas y los espíritus están prohibidos en el Islam

 

Bueno, la subida como decía muy bien. íbamos encontrando a personas pero también numerosos chiringuitos donde se podría disfrutar de bebidas embotelladas y de zumos de naranja natural.

El tiempo iba empeorando y el mal tiempo se hacia palpable a medida que ibamos subiendo. En principio la idea era llegar al refugio, comer y descansar para que a las 4 de la mañana iniciaremos el ascenso al Toubckal. Llegamos al refugio todos contentos y felices.

 

No sabemos si porque el tiempo iba empeorando, o porque nos vio fuertes,  o porque a él le interesaba …..pero el caso es que Houssein nos propuso comer rápido y subir de un tirón a la cima. El grupo,  como no  aceptó el reto y sin pensarlo mucho nos pusimos en marcha hacia el punto final , Nuestro Toubckal

El ascenso empezó  con lluvia , frío y mal tiempo. Los ánimos no decaían  alrevés, íbamos super animados. El terreno se empinaba mucho hacía arriba. Todavía empeoró ya que empezó a granizar Núria entró en crisis, ya que no le hacía gracia de sufrir sabiendo que arriba estaría peor. Aprovechó un grupo de bajada de unos franceses para volver al refugio.

Nosotros con la moral cada vez más alta seguimos hacia arriba. La altura y el cansancio hacía mella en la gente. La respiración se hacía cada vez más difícil y el ritmo era cada vez más lento. Houssein nos animaba dándonos señales intermedias de altitud y punto de visión.

El ascenso no es para nada complicado técnicamente pero la altura y el cansancio acumulado hacia estragos en la gente. Algún conato de imposibilidad hubo pero el buen rollo del grupo hizo lo imposible,

Personalmente me encontraba bien, a mi estos retos, sicologicamente no me han podido nunca, siempre saco fuerzas de donde no hay, al menos hasta la subida.

El Toubkal es una montaña que se hace de rogar, no tienes una visión de ella hasta que llegas por lo menos a los 4000 metros o más. Le cuesta enseñarse,  curiosamente. Bueno después de un largo ascenso .. de horas .. llegamos arriba.. se nos abrió una ventana de buen tiempo, por suerte.

La visibilidad fue espectacular durante unos minutos. El tiempo mejoró y tuvimos la enorme suerte de poder apreciar la majestuosidad de la altura, de la visión .. la vista desde ese punto es increíble.

Los colegas fueron llegando uno a uno, la alegría invadió el ambiente por momentos. Abrazos, lloros, risas, alegrías todo pasó y todo fué permitido. Tuvimos el tiempo justo antes de que el tiempo volviese a cambiar y como no …se pusiera a nevar

Iniciamos el descenso. La nieve no paraba pero la alegria del reto era mayor que los impedimentos que teniamos. La neive nos acompañó un buen trozo… y los ya posteriormente la oscuridad. Todo lo rápido que subí lo hice de lento en la bajada. De noche, ojado, cansado y sin gafas fue todo un reto. En ningún momento se hixo ni pesado ni peligroso. El ambiente seguía eufórico y la moral arriba.

Al llegar al refugio de nuevo las emociones a flor de piel pero esta vez muy muy cansados. Algunos se fueron sin cenar  a la cama, otros sin ducharse..y todos nos despertamos .. sin dormir. El cansancio hizo que los ronquidos floreciesen como  tonalidades sin cesar

Etapa 4

La cuarta etapa fue muy relajada. Nos levantamos a una hora digna y desicimos el camno de vuelta hasta Imlill , antes pasamos por el Riad de Houssein para comer.

 

El ambiente era relajado , de buen rollo y todos felices por la gesta conseguida.

 

Y siempre nos quedará Marrakech

Y las risas, el zoco, el riad, la compañia y el buen rollo… gracias colegas¡¡¡¡¡¡¡ sois los mejores

 

Deja un comentario